Blog Detail

Psicólogo o psiquiatra. ¿Dónde acudir?

¿Cuál es la diferencia entre Psicólogo y Psiquiatra?

10 Jul 18
Olaya Alcaraz
,
No Comments

Si has llegado hasta aquí porque te has hecho esa pregunta, no te preocupes, es una duda bastante común. El bloqueo viene, sobre todo, cuando sentimos malestar psíquico y no sabemos dónde acudir. ¿Debo ir al psiquiatra o al psicólogo? ¿Los psicólogos dan pastillas? ¿Primero se va a uno y luego al otro?

¿Cuál es la diferencia?

La principal diferencia radica en la formación. La psiquiatría es una rama de medicina. Un psiquiatra es un médico cuya especialidad es el tratamiento de los problemas mentales.

El psicólogo, en cambio, ha estudiado la carrera de Psicología.

El enfoque que dan unos y otros es muy diferente, por tanto. El psiquiatra tiene mayor conocimiento sobre el cuerpo humano, las conexiones neuronales y la anatomía cerebral prestando mayor atención a las bases neurológicas de la conducta. En cambio, el psicólogo tiene una mayor formación en el ámbito cultural y social, dando una explicación a la conducta en base a vivencias, experiencias, aprendizajes, etc.

Estas dos disciplinas no son mutuamente excluyentes, ya que un cierto patrón neurológico produce una forma de actuar que puede ser variado a través de un aprendizaje, y viceversa. Las conexiones neuronales no son un axioma inmutable, la plasticidad neuronal hace que a través de las experiencias vividas los billones de conexiones que hay en nuestro cerebro cambien, se formen nuevas o desaparezcan otras.

Y los medicamentos, ¿quién los receta?

En torno a los medicamentos, quién los puede recetar es el psiquiatra, ya que es el que tiene formación médica, mientras que el psicólogo debe conocerlos para saber cuáles son los efectos que producen en la conducta. El psicólogo, a pesar de no poder recetarlos, conoce los efectos de los mismos para poder dar sentido a la forma de actuar de la persona cuando existe medicación. Por ejemplo, una persona puede mostrar una calma inusual ante una situación dolorosa de su vida y la causa no tiene por qué ser un bloqueo emocional, si no estar tomando ansiolíticos.

¿A quién debo acudir primero?

No hay un orden específico sobre a quién acudir primero. Además, no siempre hace falta acudir a los dos.

Entonces, ¿a quién debo acudir?

La decisión radica, sobre todo, en la gravedad de la sintomatología. Por lo general, los psiquiatras se centran en trastornos muy graves, en los que hay mucho sufrimiento o que necesitan medicación. La problemática que tratan los psicólogos, por lo general, es mucho más heterogénea, pudiendo ser de utilidad y de apoyo a casi cualquier persona que esté en un momento complicado de su vida.

Cuando hace falta medicación, lo ideal es que psicólogo y psiquiatra trabajen juntos para poder cambiar los esquemas mentales de los pacientes, vencer las resistencias ante la terapia y conseguir que, en el caso de que la medicación pueda irse eliminando, que el paciente haya aprendido nuevas formas de pensar y obtenido herramientas para sentirse mejor.

Por ejemplo, un paciente con depresión grave puede sentirse aliviado al tomar medicación, pero cuando esa medicación comience a ser retirada, la forma de pensar que le llevó hasta la depresión grave sigue ahí, así que la solución óptima sería una intervención psicológica que le permita tener un diálogo interno y una forma de interpretar la realidad mucho más adaptativa para aliviar el sufrimiento psicológico y prevenir la recaída.

Atendiendo a todo esto, un psicólogo puede ser consultado siempre que haya una sensación de que “algo no va bien” o de que haya cierto sufrimiento psicológico. Los distintos tipos de enfoques aseguran un ámbito de intervención muy amplio.  La intervención conjunta entre psicólogo y psiquiatra se aplicará cuando la trastorno sea bastante grave o esté produciendo unos niveles de ansiedad o depresión severos que impidan en un primer momento una intervención puramente psicológica, pero que sea necesario cambiar ciertos esquemas mentales arraigados que produjeron el problema.

Leave A Comment